• Trinchera Cultural

"Cadáver Exquisito". Reseña de Alberto Moreno

CADÁVER EXQUISITO

50 días de confinamiento.

50 poemas

88 autores

14 países

Hace exactamente un año, aunque a todos nos parece ya una década, empezó la mayor pandemia que hayamos vivido nunca. Fueron tiempos en los que nuestra cotidianidad se desdibujó y se readaptó en nuestros hogares. Pasamos a medir el tiempo asomándonos a nuestras ventanas y a nuestros balcones, mientras los ritmos del mundo parecían tener un pequeño paréntesis de calma.

Nosotros, los y las poetas, acostumbrados a acudir a recitales los fines de semana, necesarios para nosotros “como el pan de cada día”, sustituimos los bares por los directos de las redes sociales.

La pantalla, esa frontera entre dos rostros, se convirtió rápidamente en el necesario puente entre dos islas, en el camino para seguir compartiendo versos y palabras.


Acoyani Guzmán, actriz, poeta, dramaturga y gestora cultural, de la que ya hablamos en nuestro artículo sobre Poesía de Emergencia, dice en su prólogo lo siguiente:

“La Jam sesión de poesía Fe de Erratas que llevo a cabo cada mes en Tabacalera, era imposible de realizar en esas fechas como servicio poético ritual en mi vida, entonces pensé que era necesario crear un gran cable a tierra para todos” (Acoyani Guzmán)

Empezó entonces a organizar “cadáveres exquisitos” a través de la red social “Instagram”

Un cadáver exquisito es un juego poético que consiste en la creación colectiva de un poema. Un poeta escribe un verso en una hoja, dejando la última palabra en el renglón siguiente y doblando el papel de tal modo que el siguiente poeta solo puede ver la última palabra del verso; de esta forma, los participantes solo pueden ver la última palabra del poeta anterior. Fueron los surrealistas los que, en 1925, inventaron este ejercicio de escritura.


Después de publicarlo en redes, tuvo un éxito atronador: decenas de poetas de todo el mundo se apuntaron a participar en este ejercicio. Cada noche, a través de un directo en la cuenta de Acoyani, cuatro poetas escribían fuera del chat dos versos, y la última palabra la escribían en el chat del directo, para que el siguiente poeta hiciera lo mismo; después, el ejercicio se repetía, para obtener así dos cadáveres.


De esta manera pasaron cincuenta días con sus cincuenta noches de cuarentena, en las que mi vida comenzó a guiarse por los directos. De aquí nacieron cincuenta poemas escritos por ochenta y ocho poetas diferentes, a lo largo de cincuenta noches de cuarentena.

Lo que hace realmente mágico a este libro es que es imposible volver a repetirlo: es el testimonio mágico de nuestra cuarentena.

Nunca volveremos a vivir una pandemia con los ojos inocentes de una sociedad que había olvidado palabras como “cuarentena”, “estado de emergencia” o “toque de queda”. Cadáver Exquisito es el precioso cuaderno de conjuros al que volveremos siempre que queramos recordar la magia, el puente que nos unió durante esas cincuenta noches.

Alberto Moreno

La presentación del libro se realizará el próximo Sábado 17 de abril en "La Cafetería” c/Sebastián Herrera 12, (centro abogados de Atocha), Metro Embajadores.

El libro puede adquirirse a través de este link.


94 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo